martes, agosto 3, 2021
More
    InicioNoticiasDeportesConfianza de Arráez evidente con un gesto

    Confianza de Arráez evidente con un gesto

    -

    Seguro has oído hablar del movimiento característico de Juan José Soto en el plato. Pero, ¿has visto el del venezolano Luis Arráez con los Mellizos?

    No tiene un nombre oficial todavía, eso que hace Arráez cuando recibe un pitcheo pegado que sabe que está fuera de la zona. Ni siquiera él lo reconoce como algo característico, pero por seguro los lanzadores de la Liga Americana han comenzado a identificarlo.

    A veces se trata de un vigoroso movimiento de cabeza, dejándole claro al lanzador que falló en su localización de la zona. Otras veces es más un gesto sutil. En ocasiones, cuando siente que el lanzamiento es claramente bola, dice en voz alta: «¡No! ¡No! ¡No! ¡No! ¡No!». A veces cuando el umpire identifica la bola, Arráez en vez de sacudir la cabeza asienta reforzando decisión.

    Esto es lo que significa: Arráez conoce la zona de strikes mejor que tú. Tiene mucha confianza en su habilidad de ir profundo en los turnos y enfocarse en el plato, generando este tipo de reacciones.

    Lee también: Fórmula 1 anuncia ruta de clasificación solo para mujeres para el F1 Esports Series Pro Championship

    “Me da confianza”, confesó Arráez, señala el reporte de Do-Hyoung Park para MLB.com. “Intentó perseguir la bola hasta el final y reconocer el pitcheo, para saber si es strike o bola. Es un mecanismo que me funciona”.

    Cuando el oriundo de San Felipe llega al plato, visualiza el turno que tendrá como una batalla — él contra el lanzador. Uno contra uno.

    Tal vez es por eso que su forma de batear es tan relajada. Cuando está en la parte izquierda del plato, se agacha para estar más cerca del suelo. Ambos codos elevados y su barbilla frente a su hombro de adelante, con la parte baja de su cara parcialmente cubierta a la expectativa del pitcheo que está por presenciar.

    Arráez como un resorte

    Es como un resorte. Listo para dar un violento salto con un rápido movimiento de manos.

    Cuando hace swing, toda esa preparación rinde sus frutos. Cuando el pitcheo falla la zona buena por mucho, Arráez no duda en responder. A veces con una pequeña patada o parándose totalmente recto. Tal vez mantiene la forma y se queda viendo al vacío.

    Pero cuando el lanzamiento está cerca y sabe que está fuera de la zona, se asegura de que todo el mundo lo sepa – que ganó la batalla de ese pitcheo.

    «¡No! ¡No! ¡No! ¡No! ¡No!»

    “Cuando digo ‘No, no, no’ bien fuerte, comienzo a hablar con el umpire y me disculpo”, dijo Arráez. “Pero tengo que seguir haciéndolo porque así me mantengo enfocado. Si no hago eso y no sacudo la cabeza, comienzo a pensar demasiado. Entonces me ponchó mucho”.

    Arráez cumplió apenas 24 años el viernes, pero nadie es inmune a los efectos vocales del joven venezolano en el plato.

    Confianza de Arráez evidente con un gesto 3
    Jesús Enrique Leal
    Periodista egresado de la Universidad Cecilio Acosta. Analista de deportes.

    Deja un comentario

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

    ÚLTIMAS ENTRADAS