miércoles, junio 29, 2022
More
    InicioNoticiasDeportesJohan Santana rememora su no-hitter

    Johan Santana rememora su no-hitter

    -

    Johan Santana fue el invitado de honor en Citi Field, para conmemorar el martes pasado los 10 años del no-hitter que lanzó el 1° de junio de 2012, el primero en la historia de los Mets de Nueva York.

    Después de tres sólidas campañas con los metropolitanos, el zurdo venía de perderse todo el 2011, luego de someterse a una cirugía de hombro y estaba en medio de lo que parecía un promisorio regreso a su antigua forma, agrega el reporte de LVBP.com.

    “Fue un día muy especial, porque para mí, cada vez que tomaba el montículo era especial. Sin duda alguna, que no tenía ni idea que ese día iba a lanzar un no hit no run”, le comentó Santana a las Mayores.com. “Las cosas fueron sucediendo a medida que fue pasando el tiempo. No fue uno de los mejores días para mí, cuando estaba calentando. Pero a medida que fue pasando el juego, toda la emoción y lo que estaba sucediendo en el estadio fue cambiando y de allí, más que presión, sentía el compromiso de querer terminar y tratar de hacer historia”.

    Lea también: Gran remontada de los Celtics para ganar el primero de la final ante Warriors

    Los Mets estaban jugando su temporada 51 en MLB y se medían a los Cardenales de San Luis, campeones defensores de la Serie Mundial, un viernes por la noche en Nueva York.

    Santana tiene grandes recuerdos

    Santana comenta que “era difícil… cuando enfrentas a un equipo así, es muy complicado porque no te preocupas por uno solo (de la alineación), cualquiera de ellos te puede cambiar el juego. De hecho, Yadi (Yadiel Molina) dio un batazo ante el que (Mike) Baxter hizo una jugada extraordinaria (en el jardín izquierdo, en el inicio del séptimo inning) y eso fue lo que cambió el juego. También estaba (Matt) Hollyday y (Carlos) Beltrán, que, si te equivocas en un lanzamiento, el juego cambia. La cosa era complicada. No me cuidé de un bateador en especial, no. Simplemente estaba haciendo mi trabajo y ellos que se adaptaran a lo que yo hacía”.

    El partido avanzaba y en la pizarra San Luis seguía acumulando ceros, sin que ninguna de sus conexiones se dirigiera a terreno de nadie.

    “Ya en el sexto inning, cuando tus compañeros empiezan a alejarte de ti, cuando vez a todos en situación diferente, es cuando te empiezas a dar cuenta. También te das cuenta que estás más cerca de terminar, que cuando empezaste. Entonces, tratas de ir un bateador a la vez, un lanzamiento a la vez, y así fue como pude hacer los últimos nueve outs, para terminar el juego”.

    El mánager Terry Collins había establecido un límite de 115 pitcheos para el merideño, pero lo dejó en el montículo mucho después de cumplir ese tope, hasta llegar a 133 envíos –la mayor cantidad en su carrera-, tras ponchar a David Freese para asegurar el out 27.

    “Recuerdo muy bien el ambiente que reinaba. Primero la manera cómo cambia la fanaticada, después de ese sexto inning, cuando todo el mundo piensa que puede suceder. Pero cuando ya se saca ese último out y (Josh) Thole viene hacia mí, de la manera como se celebró, la manera como el estadio vibró… En ese momento me sentí muy bien, no solo porque había conseguido algo importante para mi carrera, sino porque en ese momento sabía lo que habíamos hecho para la ciudad de Nueva York y para esta organización. Entonces para mí fue un gran placer y un honor. Es uno de los recuerdos más bonitos que tengo de esa noche”.

    Johan Santana rememora su no-hitter 3
    Jesús Enrique Leal
    Periodista egresado de la Universidad Cecilio Acosta. Analista de deportes.

    Deja un comentario

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

    ÚLTIMAS ENTRADAS

    spot_imgspot_imgspot_imgspot_img