domingo, noviembre 28, 2021
More
    InicioArgentinaScola y su final de leyenda: Me voy en paz

    Scola y su final de leyenda: Me voy en paz

    -

    Hay momentos en donde sobran las palabras cuando las imágenes son tan claras y contundentes. Y lo que pasó en ese minuto final en el Saitama Arena es un claro ejemplo con Luis Scola. El poco público presente, entre auxiliares, staff y voluntarios, los árbitros y rivales, y por supuesto que los compañeros.

    Todos se pusieron de pie y frenaron el cierre del encuentro por una simple razón: reconocer la grandeza eterna de una verdadera leyenda que le estaba poniendo punto final a una carrera inolvidable. Tan fuerte fue que hasta el propio Luis Scola, abonado de poner las emociones de lado, se quebró por completo ante el gesto, dejó caer algunas lágrimas por algo que sólo reciben los grandes de verdad.

    Lee también: Paola Pérez entre las 20 mejores nadadoras de aguas abiertas del mundo

    La derrota de Argentina ante Australia en los cuartos de final de los Juegos Olímpicos Tokio 2020, un doloroso 97-59, quedará por un momento de lado ante el final del ala pivote de 41 años. Sus 7 puntos (3-10 campo) y 4 rebotes en 25 minutos serán apenas una anécdota.

    Como él mismo supo decir, el final y el recuerdo no será este 3 de agosto, sino lo que construyó a lo largo de más de 20 años en los que supo dominar el plano internacional como pocos. Pero la manera de la despedida será especial y recordada por sí misma.

    Scola dolido por la derrota

    «Intento siempre apartarme de estas situaciones, pero fue un golpe bajo. No sé muy bien qué decir. Terminó, y estoy un poco golpeado emocionalmente. Estábamos todos viviendo una situación especial, y haber visto así a los rivales, periodistas, árbitros me golpeó un poco. Me estuve apartando en todo este último tiempo, pero me vino todo de golpe», reconoció Scola sobre la emoción del cierre en diálogo con José Montesano en TyC Sports.

    Y el capitán dejó un cierre preciso y sincero: «Me voy en paz. Quería llegar hasta el último momento trabajando, a mi manera. Lo pude conseguir. A Argentina le di el máximo de mi compromiso y los mejores años de mi carrera», sentenció. Vaya si se notó Luifa. Al cabo, quien está despidiéndose es nada más y nada menos que el jugador más importante de la historia de la Selección. El hombre de los cinco Juegos Olímpicos, el último hilo de luz de la legendaria Generación Dorada y el que impulsó al despegue de este grupo que creó su legado hasta tocar el cielo con las manos en el Mundial 2019, con aquel subcampeonato.

    «Me siento orgulloso y honrado de haber estado en este partido si fue su despedida. Habrá un antes y un después de una leyenda como Scola. Nos empujó siempre a más, a sacar nuestra mejor versión. Y eso lo hace sólo alguien como él», reconoció Facundo Campazzo, poniendo a un lado la bronca de la derrota para ponderar a Luifa.

    «Cuánta emoción en ese último aplauso. Gracias por enseñarnos tanto en estos años y por liderar con el ejemplo siempre. Un lujazo de compañero», escribió Manu Ginóbili en su cuenta de Twitter. «Sigo un poco tocado. Qué pedazo de profesional. Qué ética de trabajo, compromiso. Qué facilidad para hacer puntos. Irrepetible por tantas cosas», agregó. «Gracias Luis», publicó Andrés Nocioni, otro histórico compañero de Luifa. Y las muestras de respeto en redes sociales se multiplicaron por completo.

    Scola y su final de leyenda: Me voy en paz 3
    Jesús Enrique Leal
    Periodista egresado de la Universidad Cecilio Acosta. Analista de deportes.

    Deja un comentario

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

    ÚLTIMAS ENTRADAS